Una revista de The Lancet publicó el estudio sobre suero equino contra el coronavirus

Nota publicada por Telam. 11 de abril 2021

El laboratorio biotecnológico Inmunova anunció que los resultados del estudio clínico de las fases 2 y 3 para el tratamiento del coronavirus desarrollado por científicos del Conicet fueron difundidos en la publicación EClinicalMedicine del prestigioso grupo editorial.
«El laboratorio biotecnológico Inmunova anunció este domingo la publicación, en una revista médica del grupo The Lancet, de los resultados del estudio clínico de las fases 2 y 3 sobre el suero equino hiperinmune para el tratamiento del coronavirus y desarrollado por científicos del Conicet, que ya se aplicó a más de 1.200 pacientes en 16 provincias.
Se trata EClinicalMedicine, que es publicada por la prestigiosa editorial médica y cuenta con un sistema de revisión por pares y de acceso abierto.
La publicación representa un aval para este suero desarrollado de manera conjunta entre científicos públicos y privados.
El estudio detalla los tratamientos con anticuerpos policlonales equinos en pacientes con enfermedad Covid-19 moderada a severa, e incluye un «ensayo clínico Fase 2/3 adaptativo, randomizado, multicéntrico, doble ciego y controlado con placebo» realizado en nuestro país y que, a partir de su publicación, podrá ser revisado por la comunidad científica de todo el mundo.
«El suero hiperinmune anti-SARS-CoV-2 (CoviFab®) es un medicamento biológico para tratar la enfermedad Covid-19 moderada a severa, cuyo desarrollo llevó adelante Inmunova a partir de su experiencia en ingeniería de proteína», informó la empresa de biotecnología en un comunicado.
Según Inmunova, la inmunoterapia de anticuerpos policlonales equinos logra que los pacientes que reciben el tratamiento puedan bloquear los agentes infecciosos y evitar que se propague en el organismo.
De acuerdo a los resultados publicados «esta terapia demostró un adecuado perfil de seguridad en la población evaluada; los eventos adversos de especial interés fueron leves y no requirieron la interrupción de la infusión ni impidieron la administración de la segunda dosis».
Además mostró una tendencia favorable -continúa el comunicado-, aunque no significativa estadísticamente, «al beneficio clínico en los parámetros más importantes para medir la progresión de los pacientes: reducción en la mortalidad de 44% en los pacientes con Covid-19 severa, de la internación en terapia intensiva en 29% y el requerimiento de asistencia respiratoria mecánica en 33%, frente al placebo».